SEMANA SANTA

Jueves Santo: Cuál es su ORIGEN y cómo se celebra en México

Las fiestas religiosas son una de las costumbres más arraigadas en nuestro país y el Jueves Santo es una de estas celebraciones de Semana Santa que debes conocer

Jueves Santo.Estos días de fiesta son para conmemorar fechas religiosas importantesCréditos: pixabay
Por
Escrito en TENDENCIAS el

Nuestro país es un lugar maravilloso que resguarda una gran cantidad de costumbres ancestrales arraigadas entre los pobladores de cada región, algunas de las cuales, son producto de la fusión que se dio a partir de la conquista de México, con las tradiciones milenarias de sus civilizaciones prehispánicas, para dar paso a una variedad muy exquisita de fiestas, celebraciones y ritos que encantan a muchos viajeros.

La Semana Santa es un periodo vacacional que nos permite conocer muchos destinos de México, lugares que tienen una gran riqueza cultural, donde podemos apreciar más de cerca este tipo de festividades religiosas, en las que nos adentramos en diferentes y enigmáticas formas de representación de la Pasión de Cristo y todo lo que conlleva este ritual que se da en torno a la muerte de Jesús, como sacrificio por la humanidad y sus pecados.

En esta ocasión vamos a conocer un poco más sobre estas costumbres católicas, pues sabremos cuál es el origen del Jueves Santo y algunas formas en las que se lleva a cabo esta celebración en México, para adentrarnos un poco más en esta forma de expresión cultural tan característica y representativa de nuestro país y muchos otros lugares del mundo, donde también se conmemora la muerte de Cristo, con ritos que nos muestran porqué México es tan encantador.

Jueves Santo, qué es y cómo se celebra

Según se narra en los Evangelios, en la Última Cena, Jesús se reunió con los doce apóstoles para despedirse de ellos antes de ser crucificado y dar su vida por toda la humanidad, un evento que él ya había prevenido con antelación. Además, durante esta cena, Jesús anunció que uno de sus fieles seguidores sería quien traicionaría su confianza y cambiaría su vida por algunas monedas de oro, algo que ya estaba predicho y sería el inicio de su agonía, un evento que culmina con la trágica crucifixión de Cristo.

Sim embargo, el momento más trascendente de este cuadro bíblico, es considerada como la institución de la Eucaristía, uno de los siete sacramentos para los católicos. Jesús instituyó este evento en la Última Cena, mientras celebraba la comida de la Pascua con sus apóstoles, en el que los participantes consumen el pan y vino, que los católicos creen que literalmente, se transforma en el cuerpo y la sangre de Cristo, respectivamente y que se ha tomado como parte de los rituales en las misas católicas.

En la Última Cena, Jesús se reunió con los doce apóstoles para despedirse/Foto: pexels

La Eucaristía se produjo en el momento en que Jesús toma el pan, lo parte y lo reparte entre sus fieles seguidores diciendo: “Tomad y comed todos de él, porque este es mi cuerpo, que será entregado por vosotros y por todos los hombres para el perdón de los pecados”, en el que también les instruye a seguir haciendo esto en conmemoración de su sacrificio. Esta última frase es interpretada por la iglesia como la institución del Orden Sacerdotal, otro de los siete sacramentos.

El lavatorio de pies, es otra de las costumbres que tuvo lugar durante la Última Cena, un episodio que aparece narrado en el Evangelio de San Juan y que describe el momento en que Jesús se levanta de la mesa, se quita los vestidos, se ciñe una toalla y echa agua en un lebrillo y posteriormente comienza a lavar los pies de los apóstoles como señal de humildad y de la servidumbre que se debe temer para con el prójimo, una lección que sirvió como ejemplo de servicio y sencillez.

Al finalizar esta cena, tiene lugar otra escena bíblica muy importante, la oración del huerto de Getsemaní, donde Jesús comienza a orar en compañía de sus apóstoles, quienes caen dormidos algunos instantes después. En esta oración de agonía, Jesús demuestra sus sentimientos de angustia y miedo, pidiendo en algunos momentos, que se le permita liberarse de este sacrificio, sin embargo, su fe lo convence de que esta decisión es la voluntad de su padre y debe cumplirla cabalmente.

Es por esto, que el Jueves Santo, se considera como un día muy importante dentro de los festejos de Semana Santa, pues recuerda todos estas memorables escenas bíblicas, que son consideradas como puntos muy representativos dentro de la fe católica, hechos ocurridos en el día anterior a la muerte de Jesús, que marcaron el desarrollo de estos episodios, para culminar en el sacrificio de Cristo a favor de la humanidad.

Celebraciones del Jueves Santo en México

Como parte del rito católico, muchos lugares de México realizan varias ceremonias religiosas encaminadas al festejo del Jueves Santo, en los diferentes recintos religiosos que se encuentran por todo lo largo y ancho del territorio mexicano. Ese día salen algunas procesiones, las iglesias adornan sus altares con flores, frutas, banderas y velas y miles de personas empiezan a guardar ayuno, mientras que algunas otras dejan de consumir carnes rojas.

En algunas iglesias de todo el país, las personas hacen el Viacrucis y muchos otros realizan la Visita a las 7 casas, donde se hace un recorrido que simula la ruta que siguió Jesús: el Huero de los Olivos, la Casa de Anás, la casa de Caifás, el Pretorio de Poncio Pilato, la casa de Herodes, una segunda vuelta con Pilato y el Calvario. En numerosos templos de la capital metropolitana y de todo México, se toma este día para descanso de actividades cotidianas, para realizar estos rituales tan importantes dentro de los fieles católicos.